LA PIEL NO VA AL GIMNASIO, DESCUBRE THERMAGE Y LIPOSONIX

La piel no va al gimnasio porque el fortalecimiento del músculo no afecta al cuidado de la misma que va por libre, y de la mano del paso del tiempo. Lo afirma la Doctora Antón, experta, y para muchos gurú de la medicina estética. Lo confirma su método infalible basado en tecnología de vanguardia para el tratamiento de exceso de grasa y flacidez a nivel corporal.

CUIDADO DE LA PIEL A NIVEL CORPORAL

La operación bikini manda, y el culto a lucir un cuerpo exento de flacidez versa sobre un único nombre:

THERMAGE O CÓMO DECIR ADIÓS A LA FLACIDEZ DE LA PIEL

San Thermage para la Doctora Antón, porque consigue estirar la piel en una única sesión. Reafirma y tensa pieles envejecidas, alteradas después de un parto e incluso la dermis afectada por el acné más severo. Esta técnica es la alternativa a la abdominoplastia o lifting corporal completo, jugando con la ventaja de que no requiere cirugía ni post operatorio complejo.

¿ En qué consiste el procedimiento?

Thermage estira la piel mediante la más alta tecnología de la radiofrecuencia que aplica calor a la epidermis ( capa externa de la piel )  estimulando la producción de colágeno en el área más interna, la dermis. La consecuencia directa es el estiramiento que mejora la textura y tono de la piel de forma inmediata. El regeneramiento es gradual, por tanto el efecto del tratamiento es más evidente pasados los 6 meses. La duración de sus efectos alcanza hasta los tres años. El candidato ideal tiene entre 30 y 60 años, y las zonas donde mayores resultados se obtienen son abdomen, glúteos y muslos y brazos.

piel corporal

LIPOSONIX

El exceso de grasa acampa a sus anchas hasta en los cuerpos más ligeros, y el ejercicio y la dieta saludable no son capaces de saciarla. La liposucción hace años era su salida más rápida, el lipoláser le ha ganado terreno como técnica quirúrgica, pero la alternativa al quirófano existe y se llama Liposonix que a través de ondas electromagnéticas rompe el tejido adiposo y reduce la celulitis, aumenta la elasticidad de tejidos, modela el contorno corporal, mejora el tono de la piel y además reactiva la microcirculación cutánea.

¿ A quién está dirigido?

A cualquier persona con grasa localizada o celulitis y volumen en exceso en abdomen, cartucheras y muslos. está contraindicado para embarazadas y personas con problemas renales o hepáticos.

¿ En qué consiste la técnica?

A través de la energía se libera el torrente sanguíneo de ácidos grasos que posteriormente elimina nuestro cuerpo de forma natural mediante el sistema linfático. El proceso se repite según las necesidades del cuerpo. Es un proceso totalmente indoloro, los ultrasonidos reafirman y mejoran el aspecto de los tejidos adyacentes de forma cero invasiva.

El número de sesiones se ciñe a las necesidades del paciente y el proceso no requiere ningún cuidado posterior. la doctora Antón recomienda combinar el tratamiento con un masaje de drenaje linfático para mejorar su efectividad y ayudar al organismo a eliminar residuos.

Tratamientos de vanguardia, con resultados evidentes y reforzados con unos hábitos saludables y rutina cosmética adecuada.